3 mayo, 2012

Comunicación 2.0 en el Día Mundial de la Libertad de Prensa

La Unesco proclamó en 1993 el 3 de mayo como Día Mundial de la Libertad de Prensa con el espíritu de “fomentar la libertad de prensa en el mundo al reconocer que una prensa libre, pluralista e independiente es un componente esencial de toda sociedad democrática“, y no puede faltar en este blog un merecido homenaje y reflexión a los periodistas, comunicadores y a la Comunicación 2.0.

Es un día para reflexionar sobre temas como la veracidad, contrastar las noticias, la objetividad de la información, el poder que ejerce sobre los ciudadanos, pero sobre todo, este día para mí, es un día para reivindicar dos cambios fundamentales:

  • La precariedad de salarios de los periodistas. Muchos jóvenes estudiantes sueñan con ser Gabilondo o Julia Otero, por nombrar a dos de los muchos profesionales de mayor renombre y profesionalidad de los medios: pero la realidad periodística es muy lejana a la que muchos esperan o desean, y pasa por salarios que en muchos casos no llegan a ser ni mileuristas… Eso, por no hablar de los becarios, que en la mayoría de los casos, pagan por ir a trabajar… Está bien aprender, hacer el rodaje, pero no jugar con la pasión e ilusión de personas con la excusa barata de la formación en trincheras… Es además, hay que decirlo, un mundo muy “arribista” y poco “empático” entre compañeros: la competencia poco honesta se fomenta desde el minuto uno en que se comienza en la andadura profesional.
  • La necesidad de renacer, de replantear los esquemas, las formas, los medios, los canales… La comunicación de masas se ha quedado anquilosada en el pasado, obsoleta, hablamos de una conversación, de una información que no puede tan fácilmente ser manipulada, sino que gracias a plataformas como Twitter, es una información que crece, evoluciona y es en muchos casos, colaborativa, y siempre, colectiva. Esta nueva situación plantea una problemática que pocos afrontan: por un lado, parece que todo lo que aparece en Twitter es verdad. Me recuerda a aquello que decían las abuelas de si “lo han dicho en la tele es que es cierto”. Tanto los comunicadores como los que buscan o consumen información, debemos ser conscientes de la necesidad de un compromiso, de una nuevo código etico de la comunicación en pro de una mejor calidad y veracidad. La ética periodística está sobrepansando ya los límites de lo individual para alcanzar a una colectividad de la convierte en perspectiva y prospectiva. Por otro lado, la sociedad de la información  ha sido substituída por la sociedad del conocimiento, una sociedad que se comunica multilateralmente, con miles de voces, contraste de ideas, puntos de vista, la información no debe ser ya considerada como un arma de manipulación de las masas, sino como una forma de llegar a los demás, de conversar con ellos. Los políticos tienen mucho que aprender de estas nuevas vías de diálogo… por ahora, parece que ni escuchan, ni atienden, y además, quieren “censurarla”. Las empresas ya lo están entendiendo, de ahí el auge de las estrategias de Social Media y Comunciación 2.0.

Quería hacer una breve nota, pero veo que no hay modo, va a ser que como Susanita (esa querida amiga de Mafalda), “mi problema de comunicación es no poder incomunicarme“.

En definitiva, una día para reflexionar, pero no el único, sino uno especial para recordar al mundo que hay miles de profesionales de la información, y para recordarle a los profesionales, que no renovarse, es morir por inanición intelectual… Una paradoja que ningún periodista ni comunicador puede permitirse especialmente estos días.

Si te ha parecido interesante el contenido puedes compartirlo en los Social Media, y si quieres postear este artículo en tu blog o website, contacta primero a la autora para evitar conflictos con el copyright.


Dolores Vela

Social Media Strategist, Comunicación 2.0 y Marketing Online.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar, completa *